Archivo mensual: mayo 2016

Lectura comentada Vergüenza por no ser una cosa. Lectura del texto de Günther Anders La obsolescencia del hombre (I y II)

Esta actividad fue organizada en conjunto con el Seminario Tecnologías Filosóficas. Estuvo dividida en cinco sesiones del 16 al 20 de mayo del 2016; durante estos días se leyó y discutió una selección del libro La obsolescencia del hombre. Del primer volumen se eligió el prólogo, la introducción y “Sobre la vergüenza prometeica”, mientras que del segundo se leyó “La obsolescencia de las máquinas”. El dossier utilizado para la lectura puede descargarse aquí.

Iniciamos la actividad reflexionando sobre las tres tesis que propone Anders, “que no estamos a la altura de la perfección de nuestros productos, que producimos más de lo que podemos imaginar y tolerar; y que creemos que lo que podemos, también nos está permitido –no: lo debemos, no: tenemos que hacerlo–”. En seguida reflexionamos sobre la idea de los distintos ritmos que tienen la infraestructura y la superestructura, de las cuales la primera avanza de una manera mucho más veloz.

13242142_877120662410810_535498552_o

Para poder entender mejor el texto se hizo hincapié en el método de exposición de Anders. En primer lugar está la exageración que utiliza el autor con el motivo de hacer evidente aquello que desea mostrar; en segundo lugar, está la concepción que tiene sobre su labor filosófica en este libro, a la cual se refiere como una especie de periodismo metafísico. Esta noción está centrada en construir a partir de experiencias cotidianas el problema de la obsolescencia del hombre, en vez de establecer previamente un concepto y después buscar ejemplos.

Una de las primeras cuestiones que plantea Anders es si uno puede o no detenerse en una relación tecnológica a hacer crítica. A partir de esto se discutió la contraposición entre la consciencia moral y la experiencia tecnológica. Como parte de este tema surgió la idea del lenguaje de computación como uno que tiene una finalidad de hacer; es decir, más una instrucción que un lenguaje.

Esto se ligó con la idea de Hannah Arendt de individuo sin consciencia moral, con la figura de la mudez del hombre en otros autores del siglo xx (Walter Benjamin, por ejemplo) y de nuevo se regresó al planteamiento del lenguaje como algo al margen de la matemática. En Günther Anders esta mudez es presentada por primera vez al contar la experiencia de cómo Adorno se queda en silencio ante las máquinas en una exposición técnica.

13225216_877120575744152_1017546146_o.jpg

Al seguir esta línea de discusión, se hizo una comparación entre la tecné griega y la técnica moderna; pues la primera está ligada a la idea de la astucia y sirve para modificar la opinión del otro, mientras que la segunda transforma cosas.

Posteriormente se habló de algunas conductas generalizadas relacionadas con los temas. Una de éstas es la autocosificación, un proceso técnico-estético donde una persona realiza acciones con el objetivo de ser similar a una cosa; en este caso Anders señala el uso del maquillaje. Otra situación comentada fue la aceptación de dar datos a sistemas cibernéticos, aquí surgió la pregunta sobre por qué se acepta fácilmente un régimen totalitario y si acaso ahora como humanidad tenemos una sensibilidad totalitaria.

Estos fueron algunos de los temas tratados a lo largo de la actividad. A manera de conclusión cada uno de los participantes realizó un vine, escribió un texto y sugirió una canción relacionada con los temas tratados por Anders. La lista de reproducción resultante puede consultarse aquí, mientras que los vines pueden ser vistos en esta liga. Por último, se realizó una página en Storify donde están incluidos tuits de los participantes a lo largo de la actividad, las referencias a textos, películas y artículos relacionados con lo revisado en la lectura comentada.

13246423_1154351147951115_4412661143840480806_o

Anuncios

Alteridad y tecnología

Print

Si yo fuera tú, ¿me entendería mejor a mí mismo?

Pensar en la tecnología como algo alienante suele ser un lugar común de las posturas antitecnológicas y tecnofóbicas. Sin embargo, existen proyectos que han buscado indagar sobre las posibilidades que abre la tecnología como una interfaz de exploración acerca de lo que percibimos como otro o diferente. No se trata únicamente de generar empatía, sino de comprender que aquello que nos parece tan distinto habita también en nosotros mismos.

Tal es el caso de los proyectos The Machine To Be Another y Different Perspectives. Ambas iniciativas coinciden en utilizar la tecnología de realidad virtual para lograr nuevas formas de relacionarnos con los otros.

dp1

Different Perspectives es un proyecto aún en desarrollo que utiliza videos 360 y un Google Cardboard para mostrar varias perspectivas de distintas experiencias. El contenido que proporciona es descargable por medio de una aplicación. La elección del Google Cadboard para desarrollar el proyecto obedece a la intención de que éste sea de fácil acceso para mucha personas, ya que es una forma barata de transformar un celular en un visor de realidad virtual. Si alguna vez se preguntaron cómo sería ponerse en los zapatos de otro para ver lo que ven o escuchan, ésta es una aplicación que lo explora. La idea central es poder sentir y experimentar el mundo desde la perspectiva de alguien diferente, cuya especificidad pueda verse reflejada en un género, etnia o sexualidad distinta a la nuestra. La interfaz como intermediario permite, a diferencia de lo que podría pensarse, una inmediatez con el otro que se espera sea reflejada, como dice el creador de este proyecto, en una respuesta emocional y provocar reacciones que se pueden compartir para generar ejercicios de empatía y reflexión.

Different Perspectives: http://differentperspectiv.es/

TMBA_GenderSwap4_BeAnotherLab-1.png_converted

 

Por su parte, The Machine To Be Another hace un mayor énfasis en la profundidad de la relación entre personas. Aquí, en lugar de que el contenido esté hecho previamente, la experiencia funciona a través de la interacción de dos partes: el usuario y el performer. El segundo responde a los movimientos del primero y éste ve desde la perspectiva del otro. Además, el usuario puede interactuar con objetos mientras escucha los pensamientos del performer a través de audífonos. La virtud de este proyecto consiste sobre todo en que intenta hacer ver cómo somos más comunes y parecidos de lo que pensamos. La diferencia no queda anulada a través de la sensación compartida, sino que de alguna forma nos expone a pensar aquello diferente que hay en nosotros mismos y que permanece desconocido hasta que es expuesto por alguna afectación. En este caso, sentir a través del otro aparece como una forma de autoafección.

The Machine To Be Another: http://www.themachinetobeanother.org/

https://vimeo.com/84150219

Entrevista con Timothy Morton

Print

El pensamiento de Timothy Morton (Reino Unido, 1968) aparece como una apuesta para replantear cuestiones antropológicas y ontológicas a la luz de nuestras crisis actuales. Frente a la proliferaciones de nuevos objetos (radiación, smog, ondas electromagnéticas, transgénicos) que nos construyen y determinan de diversas formas, se vuelve necesaria una nueva ontología. Ésta no sólo reflexiona sobre cómo estos nuevos objetos construyen nuestro mundo, sino acerca de cómo nosotros, a través de la relación que hemos establecido con nuestro entorno, hemos abierto una nueva era geológica, el Antropoceno, donde nuestra acción humana ha erosionado de maneras significativas aquello que conocíamos como naturaleza. Esta otra ontología tendría que replantear los viejos y clásicos conceptos de la metafísica, como lo son la idea de naturaleza y la noción misma de objeto.

morton

En esta entrevista Morton nos habló del papel de los artistas respecto a los problemas como el cambio climático. De igual forma, ahondó sobre cómo las nuevas formas de escritura y los acercamientos poéticos pueden abrir caminos diferentes para relacionarnos con nuestro entorno. La risa y el absurdo como estrategias de resistencia frente a las visiones totalizantes del sistema capital también tuvieron lugar en esta charla.

Agradecemos a OPERA y a Timothy Morton por hacer posible esta entrevista.

Da clic en la imagen para ver la entrevista.

timothy morton